El Real Madrid gana partido en la primera jornada de la Liga de Campeones

Publicado el 20 septiembre, 2018
Publicidad:

El club blanco logra obtener la victoria 3-0 ante Roma, el día miércoles en la primera jornada de la Liga de Campeones. El Real Madrid inicia de manera positiva en el estadio Santiago Bernabéu, proyectando un gran futuro para el equipo durante su estadía en la liga. El futbolista Francisco Alarcón abrió el marcador de manera majestuosa con el primer golazo del partido. Seguidamente Gareth Bale logró que su equipo se adelantara aún más con un segundo gol en el minuto 58 y por ultimo pero no menos importante, Mariano Día tuvo el honor de realizar el tercer gol en el minuto 90 más dos minutos adicionales. Un partido en donde el Real Madrid mostró ser un equipo dominante y un fuerte contrincante.

Real Madrid

También te puede interesar: Ortega Díaz entregó a EEUU posible lista de testaferros de Maduro

El Real Madrid lidera su grupo G en solitario, después que el Viktoria Pilsen checo y el CSKA de Moscú empataran 2-2 en el otro partido de la llave.

El equipo blanco embotelló a una Roma, que intentó sin éxito presionar arriba buscando dificultar el juego del Real Madrid.

Los blancos, con Kroos y Modric dirigiendo el juego, lograron sortear la presión de los romanistas, para acabar empujando al equipo italiano hacia su área.

Bale avisó pronto con un disparo solo en el área que detuvo el portero Robin Olsen (4) y poco después Isco perdía un mano a mano con el meta de la Roma (8), que fue el auténtico héroe de su equipo evitando lo que podría haber sido una goleada.

Los blancos se hicieron con el control del balón y el juego, encontrando su ruta de entrada por la derecha, por donde Bale y Carvajal hicieron la vida imposible a Aleksandar Kolarov.

Los locales llegaban una y otra vez, pero fallaban en la definición frente a un equipo romanista, que acabó fiando sus opciones a unos pocos contraataques.

Aparece Isco

Tras un cabezazo de Carvajal fuera (18) y otro disparo cruzado de Bale desviado (26), el Real Madrid tendría que esperar prácticamente al final de la primera parte para abrir el marcador.

Una falta cometida sobre Isco en la frontal del área, fue botada por el propio jugador madridista para meter el balón por la escuadra derecha de Olsen (44).

El gol sirvió para dar tranquilidad a un Real Madrid que se mostraba superior, pero no encontraba el gol, mientras la Roma sólo tuvo un disparo blando de Steven Nzonzi que detuvo Keylor Navas (30) en la primera parte.

El portero costarricense fue el elegido por Lopetegui este miércoles para defender la meta blanca, frente al belga Thibaut Courtois, que había jugado los últimos tres encuentros de Liga.

Tras el descanso, el monólogo del Real Madrid sobre el terreno de juego contnuó, aunque, al igual que al inicio del partido, la Roma intentó apretar durante los primeros minutos, poniendo a prueba Keylor.

El portero ‘tico‘ se sacó una mano salvadora para detener un disparo del turco Cengiz Under que se iba dentro (49).

Fue el último intento de la Roma, que vio como poco después Bale estrellaba un balón en el larguero (51), antes de encontrar puerta.

El galés, que recibió un inmenso aplauso al ser sustituido por Mariano, controló un pase de Modric para cabalgar por la banda y soltar un disparo cruzado que fue el 2-0 (58).

Este segundo tanto fue la puntilla para una Roma que bajó los brazos, limitándose prácticamente a intentar aguantar el chaparrón blanco.

Los blancos no cejaron de buscar el tanto y ya en el descuento, Mariano cerró la fiesta blanca con un gran disparo desde fuera del área para hacer el 3-0 definitivo (90+2).

Fuente: Panorama