Saltar al contenido

Almagro proclama fin de la democracia en Venezuela

La difícil tensión política y económica que vive Venezuela, ha llevado a la Organización de Estados Americanos (OEA) a calificar el “final de la democracia”, debido a la sentencia que dictó el mandatario nacional, Nicolás Maduro, de despedir en 48 horas a 13 mil funcionarios públicos por firmar a favor del referéndum revocatorio. En esta ocasión, lo ha hecho a través de su secretario general, Luis Almagro, que fijó la posición de la OEA ante esta medida del régimen socialista.

Democracia en Venezuela

También te puede interesar: Maduro da 48 horas para despedir a funcionarios públicos por firmar RR

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, proclamó hoy el “fin de la democracia” en Venezuela; asimismo, calificó al gobierno como un régimen y a la situación que impera en el país de tiranía.

En una carta difundida en Twitter dirigida a Leopoldo López, cuya condena de casi 14 años de cárcel fue ratificada recientemente, Almagro declaró: “En Venezuela no rige ninguna libertad fundamental ni ningún derecho civil o político“.

Se ha traspasado un umbral, que significa que es el fin mismo de la democracia. La comunidad internacional es clara al pedir ‘no más tiranía en el cielo’. Un cielo que ya no existe“, expresó el secretario.

Leopoldo López

<

Para Almagro, la ratificación de la condena contra Leopoldo López dictada por la Corte de Apelación, es el hito que marca el fin del estado de derecho en el país.

Analizo una y otra vez el tema y estoy convencido (de) que no quedan razones jurídicas, políticas, morales o éticas para no pronunciarse y condenar a un Gobierno (a estas alturas con características de régimen) que se ha descalificado a sí mismo“, dijo el político uruguayo en el documento, de ocho páginas de extensión.

Según Almagro, el gobierno de Nicolás Maduro tortura a los presos políticos, desconoce la separación de poderes, sufre una profunda crisis humanitaria así como ética y quiere desconocer el derecho constitucional de la gente de revocar su mandato.

“Quienes sufrimos las dictaduras sabemos que intentar eliminar a la oposición o a voces disidentes es fiel reflejo de la ignorancia de los tiranos”, indicó el secretario de la OEA, citando la dictadura uruguaya que se extendió entre 1973 y 1985.

Fuente: El Nacional