Saltar al contenido

Expertos indican que el cambio a 6.30 va a desaparecer

Desde que el chavismo gobierna Venezuela, al país han entrado 844.000 millones de dólares, lo que representa la mayor entrada de ingresos en la historia de la nación. Dado a esta cifra muchos pensarán que Venezuela es uno de lo países más ricos y con mayor potencial de la región, pero la realidad es otra, durante el foro “Perspectivas Inmobiliarias en año electoral”, organizado por la Cámara Inmobiliaria de Venezuela el economista José Manuel Puente, explicó que sea el oficialismo o la oposición quien tome las riendas del país “El tipo de cambio de Bs 6,30 va a desaparecer porque sencillamente no es sostenible”.

Dólar 6,30 va a desaparecer- Notilogia

Te puede interesar: ¿Podrá la oposición solventar las necesidades del venezolano?

Existen una serie de variables para medir el crecimiento de un país, entre las que se encuentran: ventas de automóviles, consumo de cemento y consumo de electricidad; todos demuestran el gran retroceso y drástica caída en el último año. Aunque no existen datos oficiales, Venezuela lleva 8 trimestres continuos en recesión, desde el año 2014, mucho antes que cayeran los precios del petroleo.

El economista en un suspiro de aliento expresó que la historia puede revertirse “Venezuela sigue siendo la economía de mayor potencial en este continente. El trabajo duro es identificar esos nichos de negocios porque sí los hay”. Además indicó que hace 10 años nadie daba nada por Perú, y hoy es la economía con mayor dinamismo de la región. Consideró que luego de la crisis por la cual pasamos, vendrá una explosión de crecimiento.

Existe una presión insostenible en la economía del país y un indicador importante es la recaudación del IVA. Para Puente este un un factor importante, dado que puede predecir un aproximado del nivel de inflación. “El crecimiento de este indicador entre enero y septiembre fue de 150%”, dijo. Esto significa que el ritmo de crecimiento de precios podría cerrar el año entre 200% y 220%.

Con respecto a la escasez, el economista calcula esta cifra entre 50% y 60% y en el caso de los alimentos un 80%. Aunque las cifras maquilladas de los organismos del estado la calculó en un 30%, dato que fue divulgado en el primer trimestre del 2014.

<

El Gobierno Nacional y su tren ejecutivo ha intentado en varias ocasiones reactivar la economía, pero todos estos hechos han sido actos fallidos. Un ejemplo de ello, fue al año pasado cuando trató por medio de la inyección del gasto público, pero no lo logró pero sí tuvo impactos negativos en el tipo de cambio paralelo y en la inflación. “El fenómeno de ajuste cambiario en el mercado paralelo y la inflación tienen su origen en el desequilibrio entre política fiscal y monetaria” aseveró el economista.

El dólar paralelo es 135 veces mayor al oficial, lo que significa que “Esto es una bomba de tiempo. Es mi responsabilidad advertírselo, para que se protejan” destacó. El sistema cambiario, dijo, obliga a la economía a ser monoproductora.

El economista respondió una serie preguntas entre las que destacó ¿Por qué decimos que Venezuela está en un colapso económico y no en desequilibrio? a lo que respondió

Porque un aumento en los precios del petróleo nos no va a llevar a una recuperación. Una economía con un nivel de recesión tan alto requiere de ajustes en políticas de gobierno.

Puente hizo un énfasis para indicar que se requiere entre 2 o 3 años desmontar el control cambiario. Una política de shock no es posible para este país, es necesario un plan progresivo para no generar impactos tan negativos en términos sociales y políticos.

Luego que bajaron los precios del petróleo, el país se ha visto en una crisis de la que no ha podido salir, afirmando lo que muchos historiadores expresaban cuando decían que “las autoridades debían sembrar petróleo” refiriéndose a que no solo bebemos depender de él. Según la Cepal, Venezuela ha recibido $15.000 millones en inversiones extranjeras, mientras que en el mismo lapso Colombia ha obtenido $95.000 millones y Brasil, $500.000 millones. “La economía venezolana tiene patas cortas porque depende de la inversión petrolera”, señaló.

Por último, el economista indicó que el país no solo ahuyenta inversiones extranjeras sino que las corrientes de capital venezolanas han alimentado las economías de otros países de América Latina. “Los flujos de inversión venezolanos han dinamizado el sector inmobiliario panameño”, sostuvo.