El FMI solo ayuda si lo solicita el gobierno de algún país

Publicado el 21 octubre, 2015
Publicidad:

Después de que el segundo al mando del chavismo, Diosdado Cabello, publicara de manera ilegal una conversación entre el presidente de Empresas Polar, Lorenzo Mendoza, y el economista venezolano Ricardo Haussman, en la cual conversaban acerca de las posibles soluciones para la crisis económica en Venezuela, y que posteriormente el gobierno usara para hacer propaganda negativa sobre la supuesta entrega del país al FMI.

FMI1

Aprovechando la conversación presentada de manera ilegal, el presidente de la república Nicolás Maduro incrimino públicamente al FMI bajo la acusación de estar gestando un “plan” de ajuste económico para Venezuela, esto con el fin de seguir creando controversia de cara a las elecciones del próximo 6 de diciembre en las cuales de momento el chavismo se ve perdido.

También te puede interesar: Parlamentarios oficialistas denuncian a Mendoza y Hausmann

Ante este ataque por parte del mandatario venezolano, un portavoz del FMI ha declara a EFE, “El Fondo Monetario Internacional no está negociando un programa de apoyo financiero para Venezuela con nadie“, además de asegurar que los programas de ayuda que ellos ofrecen solo se ponen en marcha en el caso de que el gobierno del país lo solicite, dejando en claro que la suposición del gobierno en que Lorenzo Mendoza y Ricardo Haussman, están vendiendo al país es totalmente absurda.

Además podemos decir que de esta nueva controversia que ha creado el gobierno, aparte del ya acostumbrado proselitismo político de cara a las elecciones parlamentarias, se está cometiendo una falta grave al derecho a la libertad de expresión en el país, debido a que esta conversación que fue presentada en el programa Con el mazo dando dirigido por, Diosdado Cabello, no posee autorización alguna de un juez en ejercicio, lo que efectivamente es considerado un delito al gravar y divulgar una llamada privada.

Esta acción no sería la primera vez en la que se han divulgado llamadas privadas sin autorización, ya que en reiteradas ocasiones el mismo Diosdado Cabello durante su programa ha mostrados conversaciones telefónicas de diversas personalidades, que cabe destacar ninguna tiene relación con el gobierno y que siempre ha tildado de “enemigos de la patria“.